fbpx
Cómo hacer un terrario paso a paso Neea Flora vivero plantas Bogotá

¿Cómo hacer un terrario? Paso a paso

¿Te gustan las plantas, pero tienes poco espacio en casa? Un terrario puede ser la solución. Aprende cómo hacer un terrario paso a paso ¡Empecemos!

Los terrarios son pequeños jardines en recipientes de vidrio. Requieren poco mantenimiento, puedes colocarlos en interiores o regalarlos a una persona especial. Por su pequeño tamaño los puedes colocar decorando una mesita, un escritorio, una vitrina, el borde de una ventana, en fin donde se te ocurra. Aquí aprenderás cómo hacer un terrario paso a paso. 

¿Quieres que te enseñe paso a paso cómo se hace un terrario? Inscríbete al curso de terrarios. En donde te explicaré cómo hacer diferentes tipos de terrarios. Contáctame para recibir más información.

Herramientas que necesitarás para hacer tu terrario:

  • Guantes de jardinería (opcional)
  • Pala de jardinería mini
  • Balde

Materiales para un terrario:

  • Recipiente de vidrio
  • Grava o gravilla
  • Tierra de jardinería
  • Vermiculita o perlita (opcional)
  • Turba o musgo (opcional)
  • Carbón activado (opcional pero recomendable)
  • Accesorios y adornos para terrarios (opcional)
  • Plantas para terrario

Paso 1. Escoge que tipo de terrario quieres hacer

Existen varios tipos de terrarios. Dependiendo del tipo de terrario que selecciones, las condiciones de estos serán diferentes y unas plantas se adaptarán mejor que otras. 
Según el tipo de contenedor que uses existen tres tipos de terrarios:

  • Abiertos
  • Cerrados
  • De bandeja.

Visita el artículo que hice hablando de los tipos de terrarios que existen: abiertos, cerrados y de bandeja para mayor información.

Paso 2. Selecciona el recipiente en el que harás tu terrario

Cuando ya hayas analizado que tipo de terrario quieres, es momento de buscar el recipiente en el que harás tu terrario. 

  • Puedes comprar un recipiente especial para terrarios o reutilizar alguno que tengas en casa para hacer un terrario casero.
  • Elige el material de tu recipiente. Puede ser de plástico o de vidrio. Recomiendo mucho más un terrario de vidrio por su belleza, facilidad de limpiar, por lo transparente que es y porque las gotas de aguan resbalan fácilmente. Aunque si es un terrario para niños puede funcionar un recipiente plástico que sea muy transparente y que resista el peso de la tierra y las plantas.
  • Existen muchos recipientes en los que puedes hacer un terrario:  recipiente de terrario cerrado con tapa, terrario cerrado en campana, frascos de boticario, acuarios, vitrinas, jarrones, floreros, tarros de compota, incluso bombillos. Ya aquí es pura ¡imaginación al poder!

Paso 3. Selecciona las plantas para terrario

Decide que plantas vas a utilizar en tu terrario.  Tienes varias alternativas de terrarios según el tipo de planta que uses:

  • Terrarios desérticos: si usas cactus y suculentas
  • Terrarios tropicales: si usas plantas tropicales de bosque, como helechos, musgo y otras.
  • Terrario de plantas de interior: si usas plantas de interior, aunque algunas plantas de interior son tropicales, entonces serían lo mismo en esos casos. Como la Fittonia y Polca.
  • Terrarios nativos: si usas plantas de tu zona.
  • Terrarios de orquídeas y muchos más.

Paso 4. Compra los materiales para un terrario

Es momento de comprar o reutilizar los materiales para un terrario que mencioné en la lista de arriba. A continuación algunas recomendaciones para que sepas que comprar: 

  • Piedras o grava: selecciona piedras para colocar en el fondo del recipiente para facilitar el drenaje. También puedes usar algunas como decoración.
  • Sustrato o Tierra: selecciona el sustrato según el tipo de plantas que usarás. Puedes ser compost con arena, tierra de jardín y mezcarla con perlita o vermiculita; tierra de jardín normal. Lo importante es que elijas un sustrato que permita que el agua drene o pase libremente.
  • Carbón activado: El carbón activado te permitirá mantener el terrario saludable. Porque es un filtrador del aire, reduce bacterias, hongos y elimina malos olores.
  • Musgo o turba (opcional): según el tipo de terrario que quieras hacer puedes usar musgo o turba para absorber el exceso de humedad del terrario. 
    Aunque en muchas páginas de internet te recomienden aplicar turba o musgo a los terrarios para absorber la humedad, esto es solo recomendable para terrarios tropicales cerrados y ten en cuenta que gran proporción de la turba y el musgo se extrae de ecosistemas muy amenazados, así que asegurate que la turba o el musgo que compres 100% sea sostenible.
  • Artículos para terrarios decorativos: depende del diseño que quieras para tu terrario puedes escoger artículos para terrarios decorativos como piedritas de colores, figuritas, conchas, piedras y más. Ten en cuenta que no tengan componentes tóxicos para las plantas.

Paso 5. Siembra tu terrario

Bueno ya decidiste que tipo de terrario quieres, que plantas usarás, ya tienes tu recipiente, compraste los materiales. Llegó el momento divertido ¡A sembrar!

1. Limpia el recipiente

Limpia muy bien el terrario con agua y jabón, especialmente si estás reutilizando un envase de tu casa. Pasa el trapo hasta que quede el vidrio muy limpiecito y no veas ningún rastro en el vidrio. Puedes usar guantes o si prefieres trabajar sin guantes, lávate muy bien las manos antes de empezar a sembrar.

2. Coloca la capa de drenaje

Coloca una capa de piedras y grava en el fondo del recipiente, con mucho cuidado de no romper o rayar el fondo del recipiente. Dependiendo el tamaño del recipiente una capa de 2cm de piedras está bien. Esta capa evitará que se acumule un exceso de agua en el terrario. Porque como el terrario no tiene huecos de drenaje, esta capa de drenaje permite que el agua que sobre se acumule allí y no en la capa donde están las raíces de las plantas y lleguen a pudrirse.

3. Añade el carbón activado

Coloca una fina capa de carbón activado sobre las piedras que acabas de colocar, hazlo delicadamente porque el carbón puede levantar un polvillo neqro que ensucia bastante cualquier superficie. 

4. Adiciona el musgo o turba

Si estás haciendo un terrario tropical, este es el momento de añadir el musgo o la turba.  La función del musgo y de la turba sería la de separar la capa de grava con la capa de tierra. Además ambos materiales tienen la capacidad de absorber agua. Así que si riegas en exceso puede amortiguarlo hasta cierto punto. 

5. Añade el sustrato

Añade la tierra. Según el tamaño de tu terrario agrega entre 5 a 15 cm de tierra. La colocas y vas aplastándola poco a poco con un palito para que quede parejita y sin grumos.  Puedes usar una tierra mejorada, mezclado tierra de jardín con vermiculita o perlita en una proporción 3:1 (opcional).

6. Siembra las plantas

Coloca las plantas. Con un palito abre huecos en la tierra; luego saca las plantas de la matera en que vengan y sacude sus raíces; colocalas en el hueco que acabas de hacer. Cubre bien las raíces con tierra, acomodándola con un palito hasta que quede homogenea. Evita que las hojitas de las plantas toquen el vidrio porque cuando reciban mucho sol se pueden quemar. Juega con la posición de las plantas hasta que encuentres un conjunto que te enamore. 

7. Coloca los accesorios para terrarios

Decora, colocando los adornos para terrarios que quieras. Conchitas, piedras, animalitos, hadas; incluso musgo y piedras si quieres una decoración más naturalista.

8. Riega tu terrario

Con una botella de spray limpia riega homogéneamente toda la superficie.

9. Disfruta tu terrario

Disfrutalo o regalalo. Colocalo en tu mesita, repisa o envuelvelo cuidadosamente para alguien especial a quien le quieras regalar este jardín hecho con tus propias manos. 

Te va a encantar como luce tu terrario en tu hogar ¿Quieres que te enseñe paso a paso cómo hacer uno? Inscríbete al curso de terrarios, en dónde te explicaré cómo hacer diferentes tipos de terrarios. Contáctame para recibir más información.

error: © Todos los derechos reservados | Neea Flora